Hace una semana aproximadamente, encontré una oferta de un mando con similitudes claras al mando Pro de Nintendo Switch. Me lancé de cabeza a esta oferta, me pareció un precio absurdo, 9,99€ por un control de “menor calidad” y wired (así es, lleva cable). Tras un tiempo probándolo en diferentes géneros, vengo a contar mi experiencia.

mando

 

Primeras impresiones

Lo que primero capta tu atención es el peso del mando, es bastante equilibrado, ni muy ligero, ni muy pesado. Visualmente es un mando feo y monocromático, pues solo tiene color gris oscuro y claro, (quitando la estética, que es más subjetivo). Es sorprendentemente cómodo, pero con unos pequeños defectos visibles al probar el mando a escasos minutos. El botón A es un poco incómodo de alcanzar, además de la disposición al estilo de Xbox, no me llegaba a convencer. Me ha llamado la atención la cruceta, no esperaba poder quitarla para tener botones y al revés, es una idea maravillosa y funcional. Al ser un mando nuevo, los botones y “palancas” estaban duros, se suavizarán con el tiempo.

cruceta a botones y viceversa

Probándolo en profundidad

Estuve un rato (largo) dándole caña, tocando el Mario tenis, el Hollow Knight, el Fortnite, el The legend of Zelda breath of the wild y el Splatoon 2. Aún siendo un jugador habitual de PS4, comenzar a dominar este mando ha sido sencillo.

En los shooter, he notado los joysticks con demasiado recorrido y muy suaves, cosa que me ha complicado el movimiento de la cámara y el apuntado en general. He logrado adaptarme sin demasiado esfuerzo y tiempo. He echado de menos las palancas traseras de los mandos de PS4, por simple costumbre, porque como exjugador masivo de COD sé, que cuanto menor sea el recorrido del gatillo dispararás antes.

En cuanto a juegos como el Hollow Knight, Mario tenis o Zelda, no he notado casi diferencia con los mandos originales de Switch, quizá la mejor baza en este tipo de juegos sea la posibilidad de cambiar entre botones y cruceta, para adaptarse mejor.

El cable en mi caso no es un problema, tiene una longitud considerable, pero no creo que os sea útil si estáis muy lejos de la Switch (a una distancia de 2 metros por ejemplo).

mando en mano