Las grandes compañías son en el E3 como el típico adolescente que vemos en las películas americanas que cumple 16 años y quiere que su fiesta sea la mejor de todas. Por eso esperamos grandes anuncios, ediciones especiales, espectáculo sin reparar en gastos… y como en toda fiesta siempre está el amigo al que le encanta ser el centro de atención y, sin aviso, no aparece. Sospechoso… Y eso nos pasa todos los E3, ahí están juegazos que esperamos como niños chicos y van y deciden dejarlos en casa durmiendo. Repasemos, lo que a mi parecer, son los cinco grandes desaparecidos esté E3 2018.

Red Dead Redemption 2.

A cuatro meses de su lanzamiento, Rockstar ha decidido dejarnos con las ganas de saber más sobre su western en mundo abierto. Un juego que no puede tener mejor pinta y que ejercerá de precuela respecto al original. Pero no se, una escena cabalgando a lomos del caballo con algún saqueo épico no hubiera estado de más, no pedíamos mucho. Sí que es cierto que mostrar más de la cuenta puede estropearnos la sorpresa pero es que no saber nada nos crea ansiedad. Sabemos que será uno de los bombazos del año y tal vez de la generación. Su ambientación, sus historias entrelazadas, las consecuencias de tomar una u otra decisión y lo de podernos hacer nuestro campamento base son buenos ingredientes para ello. En el verano sabremos más de estos vaqueros. 

Metroid Prime 4.

Es facil resumir todo lo que sabemos de este juego en una imagen: la que tenéis del logotipo un poco más abajo. Sí, es todo lo que nos dio Nintendo el pasado E3 y por ello dábamos por hecho que este nos daría al menos una cinemática. Pero Samus y Ridley solo se han paseado por el nuevo Super Smash Bros. Ultimate. Pero no es suficiente, nos quedamos con muchas ganas de saber como va a ser este shooter -porque esperamos que siga los pasos de los anteriores juegos y no cambie la jugabilidad. Nintendo es de mostrar aspectos del juego cuando está cerca su lanzamiento, por eso no creemos que veamos a Samus disparando su cañón de plasma hasta bien entrado el 2019. Y no se si aguantaré…

Final Fantasy VII Remake.

Ya os contamos aquí en Playnosaur como fue la presentación de este juego hace tres años en elE3. Algo que llevábamos deseando mucho tiempo pero que no esperábamos, el FF que ayudó a PSX a coronarse volvería dos décadas después para hacernos felices. Desde entonces poco se ha sabido de este juego, más bien rumores: que si pasará a la siguiente generación, que si vendrá por capítulos, que si cambiará el sistema de lucha… Square-Enix parece que está sufriendo un desarrollo más chungo de lo que pensaba y ha debido pensar que para enseñar algo no lo suficiente bueno mejor hacerse los suecos. Al menos esperar que cuando no den más esté al nivel de lo hecho por Capcom en el remake de RE2 que no se ha perdido este E3.

Shenmue III.

Otro que se presentó hace tres años junto al remake de FF VII pero del que no se ha sabido mucho. Al menos sí que está fechado para 2019 y, para que la espera no se haga muy larga, los juegos anteriores serán reeditados para esta generación. Habríaa sido un buen momento para que Yu Suzuki hubiera mostrado los avances del juego y saciado nuestras ganas de ver a Ryo en acción pero puede que estén esperando el momento adecuado para no tener que compartir el protagonismo con otros juegazos. Al menos nos quedamos tranquilos sabiendo que el juego sigue en desarrollo.

Superman de Rocksteady.

Uno que estaba en las quinielas de todos: el nuevo juego de Superman a cargo de Rocksteady (padres de los últimos Batman). Se había rumoreado mucho y dábamos por seguro que la compañía nos daría algún adelanto de este juego (si existe realmente) pero no ha sido así. Incluso teníamos la esperanza que fuera durante la feria para no coincidir con la triada pero nuestro gozo en el pozo de la aldea Kakariko. Aunque en un tweet nos han dicho que tengamos paciencia y que cuando haya algo que mostrar lo harán. Un buen juego de Superman (no puedo evitar acordarme del de N64 cada vez que oigo esto) acompañado de Batman y WonderWoman sería una auténtica delicia para todos. ¡Dejad de pensar en el de N64 que sé que lo estáis haciendo!